Subscribe via RSS Feed
$1.99/mo Web Hosting

La belleza arquitectónica de la catedral San Pedro Apóstol

[ 0 ] 21 mayo 2008 |

SANTO DOMINGO.- La edificación actual de la iglesia catedral, corresponde a su cuarta etapa constructiva, sobre el mismo lugar en donde a mediados del siglo XIX, se levantó la primitiva iglesia dedicada a San Pedro y realizada en madera con cubierta de cana. Incendios y huracanes exigieron que la iglesia fuera levantada dos veces más, utilizando los mismos materiales y ampliando su capacidad, debido al aumento de los fieles, ocasionado por las nuevas migraciones.

El estilo de cada una de estas construcciones correspondió al neogótico del primer momento del período romántico internacional. Cuando a finales del siglo XIX se decidió emplear materiales duraderos para una construcción definitiva, se eligió el ladrillo como el nuevo material de construcción, preservando el estilo de los anteriores templos.

En la primera década del siglo XX, junto al  cemento, el nuevo material de construcción, llega a la ciudad procedente de Estados Unidos, el arquitecto Antonin Nechodoma, a quien se le asigna la continuación de la construcción del templo, la actual Catedral de San Pedro Apóstol. El arquitecto eligió el neo-gótico como estilo exterior del edificio, prefiriendo el románico para los interiores. Obteniendo como resultado final una arquitectura ecléctica medieval, en donde armonizan los dos estilos en una nueva obra monumental que se convirtió en el símbolo más conocido de la ciudad.

El esquema del volumen y la fachada principal del edificio, es poco común en la tipología religiosa internacional, pues se trata de una sola torre campanario que contiene, en medio de los grandes pilares que la sostienen, el gran portal de acceso principal de la fachada oeste, constituida fundamentalmente por una sucesión de arcos ojivales que acentúan el sentido de profundidad de la entrada principal.

El típico rosetón gótico calado que debería permitir el paso de la luz al interior del templo, es utilizado únicamente como elemento ornamental, en donde observamos la triple corona papal y las llaves de los reinos de los cielos y la tierra, como símbolo del apóstol Pedro, a quien está dedicado el templo. Sobre el tímpano triangular de la entrada observamos asimismo, en bajo relieve, el escudo y lema de la orden de los capuchinos franciscanos, quienes regían el templo en la década de los años 50 del pasado siglo XX, cuando fue finalizada la obra al exterior, momento en el cual se adosó detrás del presbiterio, una nueva zona como sacristía y residencia de los frailes capuchinos.

(Fuente: Listin Diario)

Category: Noticias en La Esquina

About GoOkie: View author profile.

Leave a Reply




If you want a picture to show with your comment, go get a Gravatar.

*